En este artículo vamos a hablar de algo que se ha puesto muy de moda y que es la inversión en Bitcoin y lo vamos a comparar con la inversión en Crowdlending para ver cuál de las dos opciones es mejor y más recomendable.

Bitcoin

Invertir en Bitcoin

En primer lugar, en mi defensa, diré que yo no soy un experto en criptomonedas y que no sé muy bien lo que es exactamente esto del Bitcoin, pero voy a tratar de explicar lo que yo he entendido de lo mucho que he leído y he oído hablar sobre ello, por lo que si no soy del todo correcto o no soy académicamente perfecto en mi exposición, desde ya pido disculpas a todos nuestros lectores.

El Bitcoin nace allá por el año 2009 de la mano de Satoshi Nakamoto, un nombre que se puso un programador, o un grupo de programadores, para anunciar la creación del Bitcoin y que podríamos definirlo como una moneda digital que tiene un código abierto basado en una tecnología denominada blockchain (cadena de bloques en donde se quedan reflejadas todas las transacciones como si fuera un libro contable) con unos protocolos encriptados que las hacen infalsificables y que hace que un mismo Bitcoin no pueda ser usado varias veces a la vez con lo que se impide el doble gasto; por tanto, resumiendo, es una moneda digital que se emite de forma descentralizada (no hay ningún Banco Central ni Gobierno alguno detrás) y que sirve como medio de pago si  el vendedor acepta esos Bitcoins como moneda.

Por tanto el Bitcoin es un medio de pago muy anónimo y ello se presta a su uso para hacer transacciones de dudosa legalidad por parte de la delincuencia, pero, a la vez,  el Bitcoin también puede ser objeto de inversión en sí mismo ya que “per se“ el Bitcoin tiene un cierto valor al cambio en divisas (euros, dolores, yenes) el cual sube y baja en función de la oferta y demanda que haya en el mercado; tanto es así que recientemente un Bitcoin ha llegado a valer más de 20.000$ cuando hace un año no valían ni mil euros y hace dos o tres años no valían ni 100$ cada uno, esto ha hecho pensar  que estamos ante un bien especulativo que ha dado lugar a la formación de una burbuja especulativa (como la burbuja punto com, la burbuja inmobiliaria o la de los tulipanes) y que, como todas las burbujas, se sabe que se ha formado y que existe realmente, pero que no sabemos cuándo petará definitivamente y cuándo se llevará a todos los “últimos inversores” incautos por delante.

Como quiera que detrás del Bitcoin no hay ningún banco central, ni Gobierno, ni nada que lo respalde, muchos economistas piensan que su valor es próximo a cero y que todo esto es fruto de una fiebre inversora especulativa que pasará algún día, pero también hay otros expertos que opinan que esta tecnología ha venido para quedarse y que irá cambiando con el tiempo, pero que es seguro que se quedará y que será toda una nueva revolución tecnológica como lo fue el nacimiento de Internet.

Por tanto el Bitcoin es una inversión muy insegura que puede llegar  a ser muy lucrativa, pero que presenta mucha volatilidad e incerteza y que, por tanto, no es recomendable para inversores de perfil poco arriesgado. Invertir en Bitcoin es toda una lotería en la que puedes ganar mucho dinero, pero también puedes perderlo, no hay nada seguro, por lo que meter nuestro dinero ahí es una operación de alto riesgo, es una verdadera ruleta rusa en la que podemos ganar grandes cantidades o perder hasta la camisa.

crowdlending 2

Invertir en Crowdlending

Sin embargo, invertir en Crowdlending es mucho más seguro que invertir en Bitcoin porque detrás de la inversión en Crowdlending hay una empresa y todo un equipo de análisis de riesgos perteneciente a la compañía de Crowdlending que investiga de forma exhaustiva cual es la solvencia de las empresas solicitantes de financiación, este equipo investiga los datos que los promotores tienen depositados en el Registro Mercantil, investigan si salen en registros de morosos como en el ASNEF (Asociación Nacional de Entidades Financieras) o en el RAI (Registro de Aceptaciones Impagadas) por ejemplo; también investigan cuál es su ratio de endeudamiento solicitando información al Banco de España sobre las deudas que tiene contraída esta empresa y que constan en el CIRBE (Central de Información de Riesgos del Banco de España) y, para más seguridad, si cabe, ya hay empresas de Crowdlending que hasta te ofrecen garantías de recompra que se activan en el caso de quei el promotor dejase de pagar su préstamo.

Invertir en Crowdlending también es bastante rentable pues se pueden obtener rentabilidades de dos dígitos de hasta el 12% e incluso superiores y es bastante líquido porque vas cobrando mes a mes tus cuotas de devolución del préstamo más los intereses y si quieres recuperar tú inversión antes del vencimiento, lo puedes hacer vendiendo tú participación de la deuda a otro inversor en el mercado secundario que muchas plataformas de Crowdlending ya tienen a disposición de sus inversores.

Además las empresas de Crowdlending por Ley tienen que tener las cuentas segregadas, de tal forma que si quebrase la empresa el dinero de los inversores estaría fuera de la empresa y además tienen que tener contratado un servicio externo para que lleve todas las operaciones pendientes hasta que acabe su plazo total de amortización y todos los inversores hayan cobrado sus cuotas pendientes.

Como vemos no hay color: es mucho mejor invertir en Crowdlending que en Bitcoin.

No espere mas y suscríbase a CROWDLENDING.ES así recibirá cómodamente en su buzón de correo electrónico nuestras Newsletters con información actualizada sobre nuestros artículos y las noticias más interesantes del apasionante mundo del Crowdlending.

ESTEBAN LÓPEZ

Suscríbete a Crowdlending.es y consigue más por tu dinero


Consigue más por tu dinero

De clase media a clase rica

Ya somos 2,595, ¿A qué estás esperando?

Descárgate el libro ¡Es gratis!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *